para volver atras    Ermita de La Soledad      

Ermita de la Soledad. Restaurada en 1985, exteriormente se aprecian dos espacios diferentes que configuran su exterior: los muros que lucen encalados y los contrafuertes de aparejo de piedra regular vista, siendo dos de ellos los que enmarcan la portada de acceso al templo. 

 

 

 

 


 

 

 

EEn su interior se conectan dos estilos divergentes: el gótico de la nave y el barroco del camarín-torre. La nave de trazado rectangular, queda dividida en cuatro tramos separados por tres grandes arcos apuntados de ladrillo visto. El cuerpo del camarín-torre comunica con la nave por un ventanal apuntado en alto desde el que se puede contemplar el espacio del mismo: a la izquierda del altar mayor esta situada la puerta de acceso a la sacristía y a la derecha la de subida al camarín, ambas de piedra y adinteladas. Los segmentos de la bóveda lucen con motivos vegetales, que simulan estípites, cubriéndose con placas mistilíneas y cabezas de niños. Cronológicamente la nave podemos situarla a finales del siglo XIV principios del XV y el camarín-torre en el siglo XVII